Sanciones para locales y ciudadanos infractores de la emergencia sanitaria

18 personas resultaron notificadas por incumplir el horario de Toque de Queda; 8 ciudadanos fueron detenidos por ocasionar diferentes contravenciones; 5 personas aprehendidas por violencia intrafamiliar, 2 licoreras clausuradas por expender licor en días restringidos; y un vehículo retenido fueron las principales novedades en los operativos efectuados este fin de semana.

Durante la inspección de rutina en la calle Ramón Pinto y Azuay, sector IV Centenario, las autoridades detectaron una fiesta clandestina, de inmediato fue suspendida, informó Jhonatan Valdivieso, intendente de Policía.

Sostuvo que, por la ampliación del horario del Toque de Queda, que es desde las 23:00 hasta las 05:00, ciertos ciudadanos se acostumbran a salir en sus vehículos a libar y acudir a las licoreras. De acuerdo a la ordenanza municipal está prohibido vender licor los viernes, sábados y domingos hasta que dure la emergencia sanitaria. Están autorizados expender de lunes a jueves en el horario de 11:00 a 18:00.

Marco León, comisario de ornato del Municipio de Loja, manifestó que una licorera ubicada en la avenida Pío Jaramillo y Mercadillo tenía el sello de clausura manipulado. “Se ha tomado procedimiento porque se considera una tipología de carácter penal como la ruptura de sellos e incumplimiento de decisión legítimo de la autoridad competente”, puntualizó. 

Mediante un trabajo coordinado con las comisarías municipales y Policía Nacional se identificó tiendas que faltaron a la normativa legal, es decir fueron intervenidas por realizar la venta y permitir el consumo de bebidas alcohólicas. “Se realizan los informes para iniciar el proceso administrativo y luego se establecerá la respectiva sanción hasta 30 días de clausura y una multa de USD 100”, argumentó Valdivieso.

Los operativos de control se realizan de manera conjunta con Policía Nacional, comisarías municipales, Unidad de Control Operativo de Tránsito, Fuerzas Armadas, Comisaría Nacional de Policía del cantón Loja e Intendencia General de Policía.